Concentración por la libertad de lxs presxs enfermxs, el próximo sábado frente a la cárcel de Basauri (Texto)


Comenzará a las12:00 Publicado el Lun, 21/01/2019 - 01:48

Según la asociación médica Jaiki Hadi, son 21 lxs presxs políticxs vascxs que padecen enfermedades graves. A esa lista también deberíamos sumar a Oier Gómez, que aunque está en una especie de confinamiento en Euskal Herria desde que el Estado Francés suspendiera provisionalmente su condena, sigue sin poder volver a Gasteiz.

Históricamente, los Estados Español y Francés han utilizado la salud de lxs presxs políticxs para condicionar la lucha de liberación de Euskal Herria, y aún hoy siguen en ello, ya que las condiciones propuestas para liberar a estxs presxs no se basan en razones médicas, sino en razones políticas: “Arrepiéntete y facilitaremos tu salida. Arrepiéntete o muere”.

El chantaje que llevan a cabo con lxs presxs enfermxs es otra forma más del terrorismo de estado, una tortura crónica que persigue quebrar la voluntad de estxs militantes. Los métodos que nuestros enemigos utilizan para fracturar psicológicamente y físicamente a lxs presxs políticxs son variados, paro el más cruel de todos es el que utilizan con lxs presxs enfermxs, que son el eslabón más débil de la cadena, con la intención de atacar a la lucha por la independencia y el socialismo logrando el arrepentimiento de lxs militantes más generosxs.

Son 30 lxs presxs políticxs vascxs asesinados por la cárcel (pulsa para ver la lista), y los Estados Español y Francés continúan aplicando su criminal política penitenciaria. No han conseguido apagar las ansias de lucha que permanecen encendidas en Euskal Herria, y por eso siguen dispuestos a hacer la guerra. Sin ir más lejos, la cárcel se llevo en un plazo de ocho meses a los últimos tres presxs políticxs asesinadxs: Kepa del Hoyo, Belén González Peñalba y Xabi Rey.

No podemos dejar todas las esperanzas de libertad para estxs presxs en esa legalidad que nos aplican nuestros enemigos y que utilizan para mantenerlxs encarceladxs. La lucha popular será la única garantía para traer a estxs militantes vivxs a casa, y la consecución de la amnistía lo será para que el resto de presxs, refugiadxs y deportadxs sean libres.

En ese camino. Llevaremos a cabo una concentración frente a la cárcel de Basauri el próximo sábado día 26 a las 12:00, porque además de ser el pueblo del preso político Txus Martín, allí está encarcelado Aitzol Gogorza, ambos gravemente enfermos.

En Euskal Herria, a 21 de enero de 2019.

Movimiento Pro Amnistía y Contra la Represión.

Deialdiaren kartela