El capital y su clase burguesa no pueden perder el control de la violencia


No hay protesta contra el capital, empresarios o entramado del sistema capitalista que no se salde con represión Og, 2021/06/17 - 23:40 argitaratua

No hay protesta contra el capital, empresarios o entramado del sistema capitalista que no se salde con represión. Lo mismo ocurre cuando se denuncia la ocupación por parte de España y Francia de Euskal Herria, tanto peninsular como continental.

Es decir, si el sistema considera que la exigencia del cumplimiento práctico de cualquier derecho fundamental tiene riesgo de socavar su actual estatus-quo, reprimirán en grado y tiempo oportunos.

Así pues, estamos señalando a los verdaderos culpables, pero también tenemos que hacer mención a un número exagerado de alienados/as que están dispuestos a ingresar en las filas de la policía autónoma de España en Euskal Herria sur.

Euskal Herria conoce la represión, ocupación y explotación por parte de muchas generaciones de nacidos/as, o no, en Euskal Herria. Hace cierto tiempo hubiera parecido imposible pensar que tu vecino/a de toda la vida (o recién venido/a) te fuera a partir la cara simplemente por exigir tus derechos fundamentales.

La cuestión puede agravarse si la reivindicación práctica de una Euskal Herria Socialista se enfrenta a quienes nos ocupan y explotan. Los derechos fundamentales inherentes a cualquier ser humano se acrecientan cuando hablamos de liberación nacional y social.

Hoy están acercando a vascos encarcelados por motivaciones políticas. Todavía tenemos que ver a vascas y vascos presos políticos, incluso, en África. No somos pesimistas. La construcción del Estado Socialista Vasco no está contemplada en ninguna posición política sino la de las revolucionarias/os vascos y un buen número de internacionalistas. Todo está por hacer y desde el Movimiento Pro la Amnistía y Contra la Represión intentaremos estar a la altura de las circunstancias.

Amnistía Total

Por la Independencia y el Socialismo

Movimiento Pro Amnistía y Contra la Represión